japonés fileteando pescado
Pez globo

Todas las gastronomías mundiales, sean del país que sean, tienen en su haber platos sencillos y sofisticados en su preparación. Algunos también conllevan dificultad por lo complejo y exóticos de sus ingredientes, es por eso que hemos hecho una ardua búsqueda para hallar algunos de los platos más complicados y exóticos del mundo.

1 Cocinando el pez globo, un guiño a la muerte

El famoso pez globo o también conocido fugu, es un ingrediente de la alta cocina japonesa. Se prepara crudo y tiene en sus entrañas la tetrodotoxina, un potente y letal veneno que causa rápidamente la muerte al comensal, incluso en pequeñas cantidades. Este veneno se encuentra en la piel, hígado, órganos reproductores e intestino de este extraño pez, pero por la exquisitez de su carne, muchos, igualmente, corren el riesgo.

Para poder preparar este pescado, se debe tener un estudio especializado (diplomatura especial en corte de fugu) y se debe contar con aprobación del gobierno japonés, que expende un permiso especial a los cocineros dándole la autorización para su preparación.

Los comensales también deben asumir el riesgo, ya que los restaurantes que venden platillos en base a este pez, se deslindan de cualquier responsabilidad.

Esta carne produce una pequeña cantidad de la neurotoxina que adormece la lengua y para los que gustan de esta carne, dicen que es una experiencia sin igual. El fugu, como dijimos se prepara crudo en sahimi, es un platillo que puede costar desde 100 euros en Japón. Según las estadísticas, mueren al año 5 personas envenenadas por ingerir pez globo, ¿se anima?

2 La pachamanca, cocinando bajo tierra

La pachamanca
La cocina peruana tiene larga data y uno de sus platos más antiguos es la pachamanca, pero este tradicional plato precolombino, además de ser muy exquisito, tiene una sofisticada preparación. La pachamanca, es un platillo hecho a base de carnes rojas y blancas (res, pollo, gallina, cordero, cuy, etc.) aderezado con especias y hierbas oriundas del Perú. Es acompañado por patatas, camotes o batatas, maíz y habas.

Probablemente los ingredientes no digan nada de su complejidad, pero este plato es cocinado bajo tierra, de ahí el nombre (pacha significa tierra en quechua). Se introducen las carnes y demás ingredientes a un agujero lleno de piedras calientes y luego es tapado con tierra por un tiempo determinado.

El encargado de esta interesante y sofisticada preparación es el maestro pachamanquero, quien lleva en su haber, años de experiencia en su preparación. Es una receta que ha pasado de generación en generación por cientos de años.

3 Carne de Venado con trufas en Pinot Noir

Carne de Venado con trufas en Pinot Noir
Es un plato francés que se podría ubicar tranquilamente en esta lista. No es muy popular, ni tampoco lo venden muchos restaurantes debido a su alto costo y sofisticación. Se trata de carne tierna de venado marinada por varios días en vino Pinot Noir, acompañada de trufas (hongos subterráneos). Para poder comer este fino platillo, además de tener un afán sibarita, debemos tener algunos miles de dólares. ¡bon apetit!

4 Sonido del mar

Sonido del mar
“Sound of the Sea” en inglés o “Sonido del mar” en español, es un exclusivo y muy original platillo del restaurante “The Fat Duck”, en el Reino Unido; uno de los pocos en ese país con tres estrellas Michelin, en el cual Heston Blumenthal es el jefe de cocina. Contiene, aproximadamente, unos 55 ingredientes que simulan un paisaje de arena, espuma, plantas y mar. Una mezcla de migas de pan frito y tapioca representa la arena, algas marinas le dan un toque de verde, camarones, ostiones, anguilas bebé y aceite de hígado de bacalao son sólo algunos de los ingeniosos participantes de esta representación. Y esto no es todo. Para acompañar el plato, se ofrece a los comensales una concha marina conteniendo unos auriculares y un iPod que deberán colocarse y escuchar mientras se degusta el mismo. La idea es complementar el sentido del gusto con el del oído y transportarse al ambiente marino que pretende crearse con este plato.

5 Haggis escocés: estómago de oveja relleno

Haggis escocés: estómago de oveja
Es un plato escoces, que se prepara con el estómago de la oveja relleno de otras partes del animal como son pulmones, hígado y corazón. Ellos son triturados, salteados con cebolla, condimentados con hierbas aromáticas, harina de avena y con este preparado se rellena una bolsa realizada con el estómago de la oveja y se cocina durante unas cuantas horas. Es un plato de sabor fuerte, especiado, que marida muy bien con un Blended Scotch Whisky madurado.

Puntaje: 
Promedio: 5 (1 voto)