Postres frutales de invierno
Deliciosas y tibias peras al vino tinto

Cada época del año tiene la capacidad de ofrecernos lo mejor de sus tierras: diferentes ingredientes, frutas y verduras de estación que ponen su sello, aroma y sabor a nuestra alimentación.

Con motivo de la llegada del invierno y de temperaturas muy frías en algunas partes del mundo, veremos algunos postres hechos a base de frutas, ideales para entrar en calor.

1

Peras al vino tinto

Ingredientes

  • 4 peras maduras y firmes
  • 2 1/2 tazas de vino dulce
  • 2 cucharadas de almendras en rodajas
  • 4 cucharadas de crema de leche o de yogur natural
  • 4 frescas hojas de menta para adornar

Preparación

  1. Pelar las peras, y dejarles el tallo intacto. Rebanar las bases para las peras para que al momento de servir se mantengan en pie
  2. Colocar las peras en una cacerola y verter el vino dulce, colocar la tapa y cocinar a fuego bajo de 30 a 45 minutos
  3. Apagar el fuego, retirar las peras y reservar
  4. Hervir el líquido donde se cocinaron las peras, de 15 a 20 minutos hasta que reduzca
  5. Tostar las almendras en una sartén pequeña a fuego medio, durante 2 o 3 minutos, retirar y dejar enfriar
  6. Para servir, colocar una cucharada de salsa sobre cada uno de los platos de postre, ubicar la pera en posición vertical, rociar la salsa restante encima y espolvorear con las almendras tostadas. Adornar cada porción con una cucharada de crema de leche batida o yogur y una hoja de menta
2

Mousse de limón

Ingredientes

  • 1/4 taza de agua
  • 1 sobre de gelatina sin sabor
  • 2 huevos grandes
  • 1 taza de azúcar
  • 5 cucharaditas de ralladura de limón fresco
  • 2/3 taza de jugo de limón
  • 1/2 taza de crema de leche
  • 2 cucharadas de claras de huevo

Preparación

  1. Tener un recipiente grande con agua helada listo
  2. Colocar 1/4 taza de agua en un tazón pequeño, espolvorear la gelatina y mezclar, reservar
  3. Batir los huevos, el azúcar, la ralladura y el jugo de limón en una cacerola mediana
  4. Cocinar a fuego bajo ( de 8 a 12 minutos) y revolver constantemente hasta que la mezcla espese ligeramente
  5. Añadir la gelatina, mezclar y pasar a un tazón grande. Colocar el tazón sobre el recipiente con agua helada reservado antes y mezclar hasta que la preparación se enfríe y espese. Reservar
  6. Batir la crema de leche y reservar
  7. Batir las claras de huevo con batidora eléctrica a velocidad baja hasta que estén espumosas. Aumentar la velocidad y batir hasta que se formen picos suaves. Agregar de a poco el azúcar y seguir batiendo hasta obtener un merengue firme y brillante
  8. Agregar progresivamente la mezcla de limón y batir a mano para que no se caiga el volumen del batido. Servir la mezcla en copas, cubrir con papel film y refrigerar durante 2 horas
3

Cheesecake de naranja

Ingredientes

Base

  • 20 galletas de vainilla
  • 1 cucharada de aceite de canola

Relleno

  • 2 1/2 tazas de queso cottage
  • 350 gramos de queso crema
  • 2/3 taza de azúcar
  • 1/3 taza de azúcar morena
  • 1/4 taza de maicena
  • 1 huevo grande
  • 2 claras de huevo
  • 1 taza de yogur natural
  • 4 cucharaditas de ralladura de naranja
  • 2 cucharadas de jugo de naranja
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla

Glaseado

  • 2 cucharadas de mermelada de naranja
  • 2 cucharadas de licor de naranja o jugo de naranja
  • 1 naranja sin semillas, lavada y cortada en rodajas finas
  • Ramitas de menta

Preparación

  1. Precalentar el horno a 325°. Rociar un molde redondo con aceite en aerosol
  2. Para preparar la corteza: moler las galletas de vainilla en un procesador de alimentos
  3. Agregar el aceite y mezclar. Presionar la pasta sobre el fondo del molde
  4. Para preparar el relleno: pasar el queso cottage por un procesador de alimentos hasta que quede suave. Agregar el queso crema, el azúcar, el azúcar morena y la maicena
  5. Procesar muy bien la mezcla. Agregar el huevo, las claras de huevo, el yogur, la ralladura de naranja, el jugo de naranja y la esencia de vainilla, y procesar muy bien la mezcla hasta que quede suave. Verter sobre la corteza
  6. Colocar el molde sobre una fuente de horno poco profunda y añadir agua a la fuente de soporte para cocinar la cheesecake a baño María. Hornear de 50 a 60 minutos
  7. Apagar el horno, pasar aceite sobre un cuchillo y utilizarlo para despegar los bordes de la cheesecake, dejar reposar con la puerta abierta del horno durante 1 hora
  8. Retirar y dejar enfriar en la heladera durante 2 horas
  9. Para el glaseado: antes de servir, mezclar la mermelada y el licor de naranja (o jugo) en una cacerola pequeña. Calentar a fuego lento, revolver y reservar
  10. Para servir, rociar el glaseado sobre la cheesecake de naranja y cortar en porciones. Decorar con una ramita de menta y con una rodaja de naranja
Puntaje: 
Sin votos aún