La cocina después del Descubrimiento de América

Agricultura inca
Agricultura inca

El descubrimiento de América alteró mucho de los fundamentos de la cocina europea; plantas hasta ese entonces desconocidas, como la papa y el maíz, revolucionaron con el paso del tiempo las formas de alimentación europea.

Hablar del cacao supone adentrarse en el mundo de la cocina precolombina, llena de nuevos elementos culinarios que aunque ahora es fácil encontrarlos en el mercado, asombraron durante siglos al continente europeo, al extremo de que el emperador Carlos V se negó a probar ananas, él, el que se atrevía a esperar al jabalí con arma en mano.

De estos descubrimientos dice Juan Bautista Muñoz su libro “Historia del nuevo mundo” que Colón conoció al maíz, la yuca, las batatas (camotes) y otros frutos diferentes a los europeos que formaron parte de los presentes que el descubridor hizo a los reyes católicos. Según López de Gómora los conquistadores también probaron las hutias o conejos pequeños con orejas de ratón y de color gris, probaron el ají, especie de los “indios” que les quemó la lengua, los camotes, los gallipavos que son mejores que los pavos y las gallinas, y se sorprendieron que no usen trigo, sino maíz.

También se sorprendieron con las papas, que los indios usaban mucho y que tres siglos después saciara la hambruna en Europa central. Otra raíz comestible era la batata o camote, los que los antiguos peruanos llamaban “apichu”. De ellas dice en Inca Garcilaso de la Vega las hay de 5 colores, las hay blancas, coloradas, moradas y amarillas, pero que en sabor también son distintas.

En la dieta del indio precolombino eran indispensables el maní o cacahuates. los que solía mezclar con miel como si se tratara de un turrón. El cacao fue uno de los frutos de rápida aceptación en España, las ananas (piñas), el aguacate (paltas) y las chirimoyas; esta última muy explicada por Inca Garcilaso de la Vega en el antiguo Perú.

Las principales culturas que dieron un gran aporte a la cocina, encontramos a Perú y México en sus antiguos imperios, los que justamente fueron conquistados por España, y fueron ellos que llevaron un sinfín de productos, costumbres y técnicas culinarias de estas dos grandes culturas. Se imaginan un mundo sin maíz, tomates, papas o chocolate.


La historia de la cocina

Agregar comentario